Saltear al contenido principal
Rinoplastia Y Cocaína

Rinoplastia y cocaína

La cocaína, droga nociva para el cuerpo, presenta un alto grado de agresividad en la nariz. La Rinoplastia está contraindicada en cocainómanos.

La cocaina es un alcaloide obtenido de las hojas de la planta de la coca. Su mecanismo de acción es la inhibición de la recaptación de la serotonina, norepinefrina y dopamina. Es un estimulante del sistema nervioso central, supresor del apetito, anestésico local y vasoconstrictor periférico.

Nariz y cocaína

La vasoconstricción de la mucosa nasal, representa una acción muy intensa en los consumidores de cocaína. Esta acción genera zonas de menor circulación. Esto producirá costras superficiales en toda la mucosa nasal. Con el tiempo, si continúa el consumo, aparecerán perforaciones del tabique, de la estructura cartilaginosa y por ultimo será afectada también la piel la cual se necrosará. Se producirán fenómenos de cicatrización retracción y fibrosis de todas las estructuras nasales y faciales. La nariz se torna rígida, sin movilidad y existe una disfunción respiratoria. Aparecerán los estigmas estéticos clásicos que denotan elconsumo de cocaína.

Rinoplastia y cocaína

La Rinoplastia estética es la cirugía encaminada a cambiar la estructura y la forma nasal. Durante la cirugía, se resecará cartilago, mucosa, hueso y piel. La misma Rinoplastia ocasiona cambios en la circulación, cicatrices, fibrosis y posibles retracciones, si a ésto le agregamos los daños cicatrizales y circulatorios que produce el consumo de cocaína, será fácil entender porque una Rinoplastia debe ser contraindicada a un consumidor de esta droga.

Resultados

Los resultados de una Rinoplastia en un paciente consumidor de cocaína, pueden ser inicialmente satisfactorios. Pero el postoperatorio suele ser imprevisible. La retracciones cicatrizales producidas por las necrosis se comienzan a manifestar en un postoperatorio alejado.

El paciente debe abandonar la cocaina durante 12 meses para plantearse la posibilidad de una Rinoplastia. Debe haber un seguimiento y certificación de una Unidad de Conductas Adictivas.

Para valorar el grado de daños producidos por la cocaina, se solicitara una TAC y una Resonancia Magnética.

La Rinoplastia reparadora y estética es una buena opción para los pacientes que se comprometan a una rehabilitación y cambio de vida. De lo contrario, sera un fracaso y una frustración tanto para el paciente como para su cirujano.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba